Blog

Feb10

El sueño del nogal

Sierra Baja, a medio camino entre Benaocaz y Ubrique conforma una suerte de barrera física, infranqueable en casi su totalidad, que moldea el horizonte y separa a estas dos localidades de la sierra gaditana. Aquí arriba, a unos 900 metros de altura sobre el nivel del mar hay varias poblaciones de nogales dando sombra a otros tantos aljibes y que resultan un entretenido punto de reunión para los vecinos de la comarca cuando allá por el mes de octubre se recoge su preciado fruto.

Hoy, con el frío y la nieve propios de estas altitudes gaditanas en invierno, los nogales duermen y la gente sube poco. Las vistas desde aquí son realmente impresionantes y además de varios picos reconocibles como el de La Silla es posible adivinar las ciudades costeras de la provincia.

Si bien la costa es la gran protagonista de la provincia gaditana porque nuestras son las olas que bailan el Atlántico y el Mediterráneo no está de más recordar al visitante que Cádiz puede presumir, además, de una extensa campiña de viñas y toros bravos y una sierra espectacular que da cobijo a la Ruta de Los Pueblos Blancos. Un lugar que no te puedes perder.

1 Comment

  1. […] allí seguimos camino de Sierra Baja hasta llegar a la altura de la placa, punto de referencia para el ubriqueño porque es una enorme […]

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *